Macetas 2016 (II): los gladiolos

Hoy os hablaré de lo otro que planté aquel 10 de Marzo. ;)

En esta ocasión, gladiolos. En teoría serán rojos, si es que florecen, claro, jajaja. Yo los prefería de otro color, no sé, blancos, lilas… pero no los tenían. Así que para experimentar, me pillé los rojos.

Para estos bulbos tenía destinada la jardinera, donde el año pasado planté los tulipanes, de los que no me salió ni uno (ni siquiera el que amagó en salir).

En marzo planté en la jardinera 5 de los 8 de la bolsa. Otro lo metí en un tiesto aparte, porque hay que dejar espacio entre un bulbo y otro (como con narcisos y tulipanes), y no tenía más. Me dejé dos bulbos para el año que viene.

Vayamos primero a la evolución de la jardinera.

Aquí está la susodicha a 11 de abril. Un mes más tarde de haberlos plantados y no parece asomar ni uno.

Gladiolos 11 de Abril

Y yo con una desesperación por ver crecer algo, y con el corazón encogido, pensando que me iba a pasar como con los narcisos o los tulipanes…. :S

A 19 de abril, mi desesperación pasa a ser alegría cuando veo aparecer al menos uno. Miradlo ahí todo pequeñito, y coqueto, estirando el cuellito hacia el cielo. :_).

Gladiolo 19 de abril

Del resto ni rastro. Oh oh, me temía lo peor… :/

La verdad es que han ido apareciendo un poco en desorden. Los tres del centro de los primeros, los de los extremos más tarde.

A 7 de Mayo, la jardinera ofrecía este aspecto:

Gladiolos 7 de Mayo

Y sin embargo, cuando menos te lo esperas, pegan un estirón y empiezan a alcanzarse unos a otros.  :D  El 11 de mayo estaban así…

Gladiolos 11 de Mayo

Y encima sale uno de los bulbos de las esquinas, aunque no hice foto de ese nacimiento. Total, no se iba a notar mucho con la diferencia de altura, jajaja.

El 26 de Mayo ya estaban así.

Gladiolos 26 de mayo

¿Véis? Se observa bastante bien el de la esquina izquierda de la jardinera y hasta se aprecia el de la esquina derecha, que ha sido el más remolón… :)

El 29 de Mayo, estaban así:

Gladiolos 29 Mayo

Con respecto al del tiesto, más o menos ha seguido la misma evolución…

Así aparecía el 7 de Mayo, como si estuviera sacando la lengua…. :P

 

Gladiolo en tiesto 7 de mayo

El 11 de mayo ya presentaba este aspecto:

Gladiolo en tiesto 11 de mayo

Y el 29 de Mayo, estaba así de esplendoroso…

Gladiolo en tiesto 29 Mayo

Menudo estirón en dos semanas y media, ¿no? xD

No lanzaba yo las campanas al vuelo, porque el año pasado me salió un único tulipán que creció pero no floreció… se quedó en hojas nada más. Mi gozo en un pozo… :_(

Pero a los gladiolos no les ocurrió igual. Al menos no a los de la jardinera. :)

Un buen día, a la vuelta de Cádiz en junio, me los encontré así de grandotes…

 

Grandotes

Y cual sería mi alegría que unos días más tarde, uno de ellos tenía asomando una vara de entre las hojas.

Vara 1

Que fue creciendo y yo fotografiando

Vara 2

Vara 3

Hasta que empezó a florecer… :)

Vara 4

Floreciendo

Gladiolos

Gladiolos 2

En flor

Algo que me llama la atención, es que según el paquete de bulbos estos gladiolos se suponían que iban a ser rojos. Pero han sido de color rosa, jajaja.

No me ha importado, me he contentado con ir viéndolos nacer, crecer y florecer.

Poco a poco han ido saliendo todas las varas. Las he estado cortando conforme iban floreciendo, para disfrutarlas en un jarrón dentro de casa.

En jarron

Con el peso de las flores, se iban doblando y no era plan de que se terminasen tronchando.

Flores 1

Esa fue la evolución de los gladiolos de la jardinera.

Del de la maceta aún no ha salido vara ninguna y me resulta raro, porque salieron las hojas antes que algunos de la jardinera.

Maceta

Tampoco me voy a sulfurar mucho si ese no sale. Planté 6, entre jardinera y maceta, y han salido 5. No está mal.

Para sulfurarme ya tengo bastante con mi peonia. ;)

 

Macetas 2016 (I): la peonía

¿Os acordáis de cuando publiqué esto y esto otro?. Tal vez no….  :P

Hace tiempo desde esas dos entradas, y ahora que caigo nunca llegué a poner en qué resultó el experimentos jardineril. :P

Mejor tarde que nunca, os lo enseño ahora, al menos lo único que se dignó a salir: los jacintos y los crocus.

Jacintos

Crocus

En septiembre de 2015 no llegué a tiempo de plantar nada, así que tuve que esperar hasta marzo de 2016, para intentar meter vida latente en mi jardinera y mis tiestos.

Una incursión al Bau+Hobby local, hizo que me agenciara con peonías, gladiolos y semillas varias.

Semillas y bulbos

No sé por qué tenía la impresión de que las peonías eran bulbos como los tulipanes, lirios, narcisos, etc. Me extrañó mucho ver que en realidad son tubérculos, más que bulbos, jajaja.

Peonia 10 de Marzo

Ahí está mi peonía, plantadita en un tiesto, a 10 de Marzo que fue cuando las compré.

Peonia 10 de Marzo - plantada

Como no tenía mucha esperanza de si saldría o no, sólo me atreví a plantar una, así que me quedan otras dos. Lo mismo me lío la manta a la cabeza y experimento plantándolas antes de los fríos de otoño (que he leído que también se puede)…. :P

En realidad, la peonía es de las que menos ha creció o al menos ahora parece haberse estabilizado. Aquí tenéis la evolución con fechas y fotos.

El 20 de Marzo

Peonia 20 de Marzo

El 11 de Abril

Peonia 11 de abril

El 19 de Abril

Peonia 19 de abril

El 7 de Mayo

Peonia 7 de mayo

El 26 de Mayo

Peonia 26 de mayo

El 29 de Mayo

Peonia 29 Mayo

No tenía muchas esperanzas de que diera flores este año. Puede que ni el año que viene. :/

Según el papelito con las guías de cuidados, puede tardar unos tres años en florecer, o al menos eso he entendido yo. Y he leído en algún sitio de internet, que ahora no recuerdo, que al estar plantada en marzo, el crecimiento es más lento y que tardan más en dar flores. De ahí que intente plantar de nuevo los tubérculos que me quedan (al menos uno) en otoño.

Sólo espero que resista el invierno. ;)

Pone en la bolsa en la que la compré que es “winterhart” o, lo que es lo mismo, resistente a los rigores del invierno. Pero yo nunca sé si se puede dejar así sin más en la terraza o hay que darle una serie de cuidados de protección que a mí se me escapan… Me daría pena perderla en invierno, la verdad. :S

Por hoy está bien de aburriros con mis plantas. :) Otro día, más.

Actualizado:

Tanto tiempo en el tintero este post, es lo que pasa… que la peonía se cansó de esperar a ser protagonista de un post en el blog. O eso quiero pensar…

Al final, como mientras yo estuve en Cádiz en junio, aquí en Suiza llovió tanto, pues se hinchó de agua. Luego llegué yo y la seguí regando.

Un día la ví un poco apagada y con las hojas curvadas…

Peonia agua

Eso fue el 10 de julio. Luego se ha ido poniendo peor…. pobre :(

Peonia seca

Buscando por internet, resulta que estaba ya que no podía de agua. Lo curioso del caso es que los síntomas de la falta de agua y de la demasía de agua, son idénticos a simple vista (trastorno de color, hojas rizadas, tierra seca en la superficie, etc). Claro, eso no ayuda, porque se suele pensar que está falta de riego y se sigue echando más leña al fuego (o más agua al tiesto, que para este caso es lo mismo).

Total, suspendí el riego y quité la mata que parecía estar peor. Ahora, la otra mata que queda tiene las hojas amarillas y el tallito negro.

Peonia chunga

Pero lo mismo hay esperanza, porque he visto aparecer por la tierra esto…

Peonia esperanza

Sólo el tiempo dirá si vuelve a salir la peonía o si tengo que volver al vivero a por otra para plantar la próxima vez.

 

Limonada de verano

Ingredientes:

– 3 limones

– 200 ml de agua

– 100 ml de azúcar moreno

– una pizca de gengibre molido

– agua

Preparación:

Primero haremos un sirope ligero poniendo a calentar el agua con el azúcar y el jengibre, removiendo frecuentemente. Cuando haya entrado empezado a hervir, lo apartamos y dejamos que enfríe.

Exprimimos el zumo de los limones y lo vertemos en la jarra que vayamos a usar para conservar nuestra limonada. Si queréis podéis colarlo para aseguraros que no se cuela ninguna pepita. O podéis incluir algo de la pulpa de los limones.

Verter ahora en la jarra con el zumo de limón, el sirope hecho previamente. Removed bien.

Completad vuestra jarra de limonada con agua en cantidad suficiente. Volved a remover.

Dejad que se enfríe en la nevera varias horas antes de servir.

Limonada

Notas:

¡Buenísima! Imagino que sabéis lo bien que entra fresquita con las calores del verano. Yo este verano he hecho tres tandas de limonada y las he dusfrutado todas las veces.

Elegid, si os es posible, una jarra de cristal para la limonada. Tendrá mejor presentación y no le transmitirá sabores extraños a plástico ;)